En el Mulhacén…, en la tumba de nieve y hielo. Dónde se generan horizontes de felicidad y amistad…

publicado en: Rutas, Sierra Nevada | 4

 ” El final se acercaba, él lo presentía. Muley Hacén el que fuera rey de Granada, triste y abatido, harto de vivir, olvidado de todos, agonizaba en su lecho: – Zorayda, Zorayda ¿Dónde estás?. Mi  Zorayda. – Aquí estoy mi señor, junto a vos, ya no me podéis ver pero aquí estaré siempre, a vuestro lado. – Zorayda, Zorayda. Mi dulce Zorayda, sólo tú me quedas, ese perro de Boabdil que se hizo llamar hijo mío me traicionó, su madre, alá la maldiga, conspiró contra mí, como todos, y ahora voy a morir. Llama a nuestros hijos, Zorayda. – Si, mi señor. Saad y Nazar eran adolescentes y como tales … Continuar

En la subida a la Alcazaba…, cuando los hielos y las nieves no detienen tus pasos…

publicado en: Rutas, Sierra Nevada | 4

“Cuentan las leyendas de la Montaña de Sulayr… De una enorme cima  en su corazón perdida,  de profundos y oscuros precipicios partida…, dónde el viento se abate helado y distante…, dónde la noche se llena de estrellas brillantes…, y dónde jamás hombre alguno viviera plantado. Y que ni un gran ejército bien formado y armado ,  podría hacerse en cien años con su cumbre…, y por ello los abismos  aclaman su nombre; ¡Alcazaba!, ¡Alcazaba! …la Reina de Sulayr.”  Aún estoy en aquellos días y recién aterrizado, mis pies parecen no tocar  suelo, mi cuerpo ligero levita sobre el mundo, banal y absurdo, y  mi sonrisa no parece tener fin, nada … Continuar

En el Caballo de Sierra Nevada. Cuando el calor de la amistad te hace subir montañas…

publicado en: Rutas, Sierra Nevada | 6

Y de nuevo estaba en Granada, mi patria chica, mi tierra lejana y distante, soñada y olvidada, que penetra en mi memoria  con esos destellos y olores de la vida pasada, aquella que nunca sabes si realmente ocurrió o la soñaste…,hace tanto tiempo.Pero cuando vengo nada ha cambiado,el tiempo parece que no ha pasado, aquí siguen mis seres queridos y mis grandes amistades que no se desgastan con el tiempo… Esta vez me llevé todo el equipo de montaña, entre polvorón y visita, entre celebración y paseo por el centro de la ciudad brillante de luces y sombras, luces de navidad, sombras de recuerdos y olvidos, tocaba subir a la … Continuar