En el Puntal del Corral del Diablo. Cuando las luces y las sombras te transportan por el verde nevado. 2. No mueras antes que yo.

publicado en: Gredos, Rutas | 6

A veces el tiempo pasa tan lentamente…, tan despacio que a veces  los segundos parecen que se aferran a tu piel desgarrándola y desquebrajándola sin compasión ensañándose en el dolor ,tan despacio que a veces los minutos parecen que se encajan atrapados en tu pecho queriendo salir golpeando  con fuerza desde dentro, desbocados cuan caballo sin jinete ni dueño se precipita en el abismo  pateando en su galope tus entrañas sin compasión, tan lento que a veces parece que las horas  se quedan encajadas exasperantes en tu garganta reptando silentes sin semblante ni color llenando de amargo todo sabor… , haciendo el paso de los días tan largos, tan lentos, … Continuar

LA SOLEDAD DE MAESE VIENTO

publicado en: Poemas | 2

  Maese Viento, no te calles, por favor, sopla fuerte y frío, que tengo que pasar la arista…, y la nieve se puede desplomar.   Haré lo que me venga en gana, humano, o crees que voy a hacer tu voluntad…   Bien, háblame, y si te quieres enfadar, me da igual, pero sopla…,   Si te hablo y no estás nada más que pendiente en no caer…, no es para tanto…, te agobia tu soledad, humano…, los humanos no estáis hechos para estar solos…” Maese Viento, dices que los humanos no estamos hechos para la soledad… Pero, y tú…, que ves siempre la vida y la muerte, siempre estás … Continuar

La Covacha desde Navalguijo. Cuando los grises se vuelven blanco…La terrible historia de Pablo, el constructor de Ameales.

publicado en: Gredos, Rutas | 2

Y gris es la sustancia que rellena el cerebro, y gris es el cielo de un día de noviembre, y gris es el sueño que se queda atrapado en tus ojos  sin llegar a tocarte, y  gris, más gris…, es la ausencia de ese mismo sueño que no te tocó…, gris, y para gris,  tan gris, más gris…, es el dolor que te oprime el pecho y te toca cada día embarrizando  tus horas, tus minutos, tus segundos,  asfixiándote, dejándote transparente, invisible, sin ideas, sin esperanzas ni consuelos, sin sueños ni anhelos… He estado demasiado tiempo sin color, sin expectativas, tan gris…, pero ese tiempo se ha acabado, tras el … Continuar

Con Montañeros de Monfragüe en el Perdiguero. Cuando un mar de bloques de granito se interpone en tu camino. La historia de Culibillas (7, 8 y 9).

publicado en: Pirineos, Rutas | 5

Y en el día de Santiago, el 25 de Julio, llegaba lo que tanto había esperado, la subida al Perdiguero, el último de los tres grandes de Benasque (Aneto, Posets y  Perdiguero) que me faltaba, haría mucho calor una vez más y sólo nos apuntamos seis personas, Domingo, Gauden, Javi López, Álvaro, Teresa y yo…, Fran Pisandocumbres…, el bloguero de las montañas. En el día anterior la subida  al Aneto había hecho estragos en el grupo, muchos se dieron la vuelta y algunos llegaron, creo que unos nueve o diez, perdí la foto del grupo del “whatsapp” donde se veían en la cumbre, yo ni lo intenté, me fui a … Continuar

Con Montañeros de Monfragüe en Salbaguardia. El centinela del Macizo de las Maladetas. La historia de Culibillas(5 y 6)

publicado en: Pirineos, Rutas | 5

Y era el tercer día que Inma y yo estábamos en Benasque con Montañeros de Monfragüe, el segundo de rutas, Rafa ofreció después de la cena del día anterior  dos  alternativas de ruta, el Salbaguardia y el Mulleres, ambos de desnivel parecido pero el segundo con más  kilómetros,  la alerta por el calor nos hizo desistir del segundo así que unánimemente nos apuntamos todos al Salbaguardia, el centinela del macizo de las Maladetas, que lo vigila desde el norte y en tiempo antaño su ladera franqueada por el Portillón de Benasque fue el modo de comunicación entre España y Francia, actualmente es lugar frecuentado por senderistas y montañeros para ver … Continuar