EL FIN DEL OTOÑO

publicado en: Poemas | 0

Cuando los últimos soplos
entre las hojas muertas,
lloran a mis pies,
cuando las primeras nieves
entre las nubes
ciegan mi vista,
esquejes y espinas gualdas
se retuercen y refuerzan.
…Olvídame.

 

A la caída del sol
flota el penetrante olor
de las castañas asadas,
y en cada esquina,
dulce y amarga;
…triste tristeza.

 

Los sueños rotos
me soñarán de nuevo
entre los silencios y pesares
de los días cortos.

Márchate.
No.
Quédate…

 

No me enseñes tus cesta
repleta de hojas
que desborda y rebosa
culpablemente las calles.

 

Hermosa.
Triste y marchita,
Me quitas la vida
día a día
con tu veneno
de bayas y setas.

Y tus tonos abigarrados
de rojo azulado
de verde plateado
me devoran continuamente,
en una gran fiesta
de sentidos y sentimientos.

Lo siento.
Lo siento tanto,
que de nuevo
te marches…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *